El portero visitante, a hombros en Huelva

Vidaller vio cómo cambiaba su vida en un Recreativo-Barbastro en el que conoció, tras una gran actuación, la gran deportividad de la afición onubense

(Artículo publicado en Recremanía el 22 de enero de 2017)

“Aquel partido en Huelva cambio mi vida por completo”. José Luis Mur Vidaller lo sigue teniendo claro en la actualidad, casi 45 años después de aquel encuentro de fútbol que disputó en nuestra ciudad y en el que la afición onubense lo paseó a hombros pese a ser el guardameta del equipo rival. No en vano, su actuación aquella noche sobre el césped le sirvió para fichar por el Atlético de Madrid.

El 17 de junio de 1972 se disputaba en el viejo Estadio Municipal de la barriada de Isla Chica un emocionante partido de vuelta de la promoción de permanencia en Tercera División. Recreativo y Barbastro se veían las caras en Huelva tras un encuentro de ida en tierras aragonesas que había finalizado con empate a uno gracias a un gol de Huertas para los locales y al posterior empate recreativista, obra de Jeromo en lanzamiento de penalti.

El Decano, bajo la presidencia de José Luis Martín Berrocal, había cuajado una temporada bastante mediocre en el grupo IV de Tercera División y se vio abocado a jugarse la continuidad en la categoría en este último partido de la promoción ante el equipo oscense, que intentaba el ascenso tras una buena trayectoria en la división inferior.

El duelo decisivo se disputó en el Municipal en la noche del sábado, solo seis días después del partido de ida, y congregó a un buen número de aficionados en el graderío. Pese a lo mucho que había en juego y según lo contado en la crónica del recordado Santiago Cotán-Pinto para el diario Odiel, el partido “se jugó dentro de una gran deportividad”, destacando las “buenas maneras antes, durante y después” del tiempo reglamentario. El cronista destacaba la cordialidad entre los directivos de ambos equipos y la noble actuación de los futbolistas, pero ponía especial énfasis al hacer referencia al “epílogo protagonizado por la afición de Huelva, que ha puesto pica en Flandes, que ha dado una lección al mundo de lo que es la deportividad y de cómo se puede celebrar con brillantez, dando riendas sueltas al entusiasmo, un partido de fútbol”.

Información sobre el partido recogida en el diario Odiel.

Foto: Archivo Diputación Provincial de Huelva. Odiel.

Y es que en un encuentro de total dominio del equipo recreativista, que llegó a lanzar 25 saques de esquina y creó incontables ocasiones de gol ante el marco rival, el gran héroe de la noche fue Vidaller, portero del Barbastro, que completó un partido increíble salvando goles cantados y evitando que la balanza se inclinase muy pronto a favor de los locales.

Coradino, en el último minuto del partido, logró el gol del triunfo para los onubenses, lo que provocó el estallido de la grada y, tras el pitido final, la invasión del terreno de juego para festejar la permanencia. Los aficionados albiazules subieron a hombros a Coradino, pero no se conformaron con ello y, sorprendentemente, hicieron lo mismo con Vidaller, que no daba crédito a lo que estaba sucediendo pese a haber sido él el principal responsable del sufrimiento de todo el recreativismo aquella noche.

Vidaller a hombros, imagen en el diario Odiel.

Foto: Archivo Diputación Provincial de Huelva. Odiel.

44 años y unos meses más tarde José Luis Mur Vidaller, conocido futbolísticamente por su segundo apellido, es un fotógrafo de prestigio que vive en Madrid, donde regenta un negocio muy visitado por profesionales y aficionados de la fotografía de toda España. Su actuación sobre el césped del Municipal de Huelva y aquel paseo a hombros que fue noticia en todo el país le supusieron fichar ese mismo verano por el Atlético de Madrid y, a la postre, acabar fijando su residencia en la capital y desarrollando su vida en la misma. Todo ello, propiciado por lo ocurrido aquella noche sobre el césped.

José Luis Mur Vidaller, horas antes del partido.

Foto: Cedida por el propio José Luis Mur.

Vidaller comenta en la actualidad que él no era profesional del fútbol y trabajaba entonces como administrativo en el Ayuntamiento de Almudévar aunque le gustaba mucho este deporte. Explica que ni él mismo se podía creer “cómo pudo salirme aquel partido tan bueno” y que incluso ahora, pese al tiempo que ha pasado, le da “vueltas al asunto, porque nosotros no llegábamos a la puerta contraria y yo las paraba por todas partes hasta que, cuando ya se cumplía el minuto 90, Coradino logró marcarme”. Con todo, “ese partido cambió mi vida por completo y siempre está en mi mente”.

Aquella actuación tuvo tanta repercusión que varios equipos se interesaron por él. “Yo tenía 21 años -comenta- y tras llegar a prueba al Atlético de Madrid acabé fichando por este equipo, viniendo incluso en agosto al Trofeo Colombino con mi nuevo equipo, aunque yo no llegué a jugar ningún partido”. Era el conjunto colchonero que entrenaba entonces Max Merkel y que contaba con Rodri y Pacheco como porteros por delante de nuestro protagonista, con lo que no llegó a disputar ningún partido oficial. A la postre, curiosamente, aquella temporada acabarían ganando el título de Liga.

Vidaller en la actualidad.

Foto: Cedida por el propio José Luis Mur.

Pero Vidaller tuvo que dejar el fútbol solo dos años después por una lesión en la mano. A partir de ahí, y ya afincado en la capital de España por su fichaje con el Atlético, desarrolló su carrera profesional como fotógrafo y viviendo una vida que hubiera sido muy diferente de no haber existido aquel partido.

Algo más de diez días después de su gran actuación en Huelva, el diario Odiel publicaba en sus páginas una carta dirigida por Vidaller a Santiago Cotán-Pinto haciéndole llegar su agradecimiento a la afición onubense. “Me he llevado un inolvidable recuerdo de Huelva”, decía al mismo tiempo que exclamaba para dejar claro “qué gran afición y jugadores tiene Huelva”.

Con el paso de los años ese sentimiento no se ha perdido y el gran héroe de aquella noche en el estadio de Isla Chica sigue recordando con alegría todo aquello, guardando incluso “cartas de aficionados onubenses, escritas a puño y letra, felicitándome por aquel partido y diciéndome que no habían visto nunca un portero así”.

Hoy en día, el protagonista de esta singular historia futbolística se dedica a la fotografía, contando en este campo con un gran prestigio a nivel nacional y con un importante negocio ubicado en Madrid porque, gracias a su fenomenal partido en Huelva, trasladó su residencia a la capital de España tras su fichaje por el Atlético de Madrid. Miles de profesionales y aficionados a la fotografía de todo el país visitan su tienda.

Aquel día y aquel partido entre el Recreativo y el Barbastro en 1972 quedaron grabados de manera indeleble en el corazón de José Luis Mur Vidaller y cambiaron su vida. El día que el portero visitante salió a hombros es uno más de esos días que labraron la grandeza del Decano del fútbol español.

Anuncios

2 pensamientos en “El portero visitante, a hombros en Huelva

  1. Observo que no se hace ninguna mención , al hecho más importante que ocurrió en aquella eliminatoria. Han pasado ya muchos años, los presidentes de cada club han fallecido, y no estaría mal que se supiera lo que ocurrió. Me quedo con una conclusión: en general los más honrados en el fútbol son los jugadores.

    • Estimado José Miguel. Efectivamente, aquella eliminatoria tuvo más cosas que podrían contarse y sobre las que no es fácil encontrar información tras el paso de los años. Al parecer, incluso el mítico José María García dedicó muchos minutos a aquel asunto en su espacio radiofónico. El presidente del equipo de Huelva presumía, incluso, muchos años más tarde de algunas cosas que pudieron pasar en la eliminatoria:
      http://masdeporte.as.com/masdeporte/2003/02/05/polideportivo/1044422106_850215.html

      Como bien dice, algún día podríamos dedicar un artículo en el que profundicemos en qué fue lo que hizo el presidente y que, gracias a los futbolista, no llegó a buen puerto.

      Gracias por su interés, José Manuel.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s